UNA REFLEXIÓN PARA NUESTRO TIEMPO

- 88 -

Este año, en nuestro país celebramos un par de aniversarios significativos. El bicentenario de nuestra vida independiente y el centenario de la Revolución. Dos eventos que confrontaron a una nación que exigía mayores espacios de justicia y libertad.

Esos sucesos deben reflexionarse con serenidad y transparencia. Algunas consecuencias favorables se derivaron de esos procesos revolucionarios; sin duda que también ocasionaron efectos negativos.

Muchos y nuevos retos seguimos enfrentando en esta etapa de nuestra historia. La presencia cercana y maternal de Santa María de Guadalupe nos seguirá sustentando para encontrar, si nos decidimos a hacerlo, los caminos que nos permitan construir condiciones de paz, justicia y tranquilidad social para todos.

El mensaje guadalupano es esperanzador y estimulante. No podemos desaprovecharlo. Es un símbolo vivo que nos sigue hermanando.

Reflexión dominical "La verdad católica"

 
Música : María Consuelo de Amor
Anterior Siguiente

¡Gracias por tu mensaje!
IMPORTANTE: Este sitio se mantiene en red y es gratuito, gracias a los donativos que envian, para enviar un donativo y ayudar al sostenimiento del sitio, click aqui:
¡Tú puedes ayudar a que este sitio siga en Internet!
Subscribirme y recibir las actualizaciones
Inicio Reflexiones Católicas Evangelio del día
Introducción Mapa del contenido Reflexiones
Por amor a ellos Poesía
Pensamientos
De Mujer
De interés
Música y Poesía de voz
Frases cortas Violencia Intrafamiliar
Mi Libro de Visitas
Mis tutoriales
Premios a Nuestra edad Power Point
Especial de Navidad
Lo más reciente Contactar con la diseñadora
Acerca del sitio Sonetos de Pablo Neruda Precios y Servicios de Diseño
Enviar este enlace a tus amigos
Recomienda esta página!
Dile a un amigo de este sitio! Free Tell A Friend
from Bravenet

Para imprimir esta página:

imprimir esta página

Copyright 2003-2010 ©LnYamuni All Rights Reserved.