UNA REFLEXIÓN PARA NUESTRO TIEMPO

- 192 -

Hace varios milenios que el espíritu humano ha venido expresando su inquietud sobre la cuestión del destino definitivo de la persona después de la muerte.

El ansia de alcanzar la inmortalidad estuvo presente en relatos y poemas de numerosos pueblos antiguos. La humanidad no se resignaba de buena gana a la idea de que la muerte fuese una aniquilación total.

En nuestros días no pocas personas experimentan grandes dificultades para abrirse a la trascendencia; les parece irracional afirmar la viabilidad de la esperanza cristiana.

Los creyentes no podemos responder con argumentos empíricos ni con pruebas contundentes pero el testimonio de los primeros discípulos y su inquebrantable convicción de que Jesús está vivo sustenta nuestra esperanza.

Cada creyente tendrá que encontrar el camino para experimentar la presencia del Señor resucitado que ha recibido merecidamente el don de la vida plena de manos del Padre.

Reflexión dominical "La verdad católica"

 

Anterior

Siguiente

¡Gracias por tu mensaje!
IMPORTANTE: Este sitio se mantiene en red y es gratuito, Gracias a los donativos que se reciben, ¡Envía un donativo! click aqui:
¡Tú puedes ayudar a que este sitio siga en Internet!
Subscribirme y recibir las actualizaciones
Inicio Reflexiones Católicas Evangelio del día
Introducción Mapa del contenido Reflexiones
Por amor a ellos Poesía
Pensamientos
De Mujer
De interés
Música y Poesía de voz
Frases cortas Violencia Intrafamiliar
Mi Libro de Visitas
Mis tutoriales
Premios a Nuestra edad Power Point
Especial de Navidad
Lo más reciente Contactar con la diseñadora
Acerca del sitio Sonetos de Pablo Neruda Precios y Servicios de Diseño
Enviar este enlace a tus amigos
Recomienda esta página!
Dile a un amigo de este sitio! Free Tell A Friend
from Bravenet

Para imprimir esta página:

imprimir esta página

Licencia Creative Commons
"Nuestra edad" por ©LnYamuni se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-No Comercial-No Derivadas 3.0 Unported.
Copyright 2003-2013 ©LnYamuni All Rights Reserved.