Ciertamente nos vamos a encontrar con situaciones en las cuales alguien va a discutir acaloradamente con nosotros.

En situaciones así podemos tender a que el enojo nos gane y que una discusión se convierta en una pelea campal.

El Señor nos llama a ser mansos como ovejas pero astutos como serpientes, y en una situación difícil lo menos que podemos hacer es caer en gritos e insultos, pues solo aquel que no tiene argumentos, solo aquel que no tiene la razón, solo aquel quien simplemente sabe que no hay razones para su posición empezará a gritar para, de esta forma, tratar de callar al otro ante la falta de argumentos.

La paz del mundo inicia en nosotros como personas y puede llegar a lugares donde nunca pensamos, pero tenemos que empezar porque la razón y nuestro espíritu manden sobre cualquier emoción.

No pierdas las batallas con gritos, gana la guerra con argumentos, paz y serenidad.


Sitio Web

¡Gracias por tu comentario!
Música: Desconocida por mí
IMPORTANTE: Este sitio se mantiene en red y es gratuito, gracias a los donativos que envian, para enviar un donativo y ayudar al sostenimiento del sitio, click aqui:
¡Tú puedes ayudar a que este sitio siga en Internet!
Siguiente
Inicio Reflexiones Católicas Evangelio del día
Introducción Mapa del contenido Reflexiones
Por amor a ellos Poesía
Pensamientos
De Mujer
De interés
Música y Poesía de voz
Frases cortas Violencia Intrafamiliar
Mi Libro de Visitas
Mis tutoriales
Premios a Nuestra edad Power Point
Especial de Navidad
Lo más reciente Contactar con la diseñadora
Acerca del sitio Sonetos de Pablo Neruda Precios y Servicios de Diseño

Enviar este enlace a tus amigos

Recomienda esta página!
Dile a un amigo de este sitio! Free Tell A Friend
from Bravenet

Para imprimir esta página:

imprimir esta página

Copyright 2003-2011 ©LnYamuni All Rights Reserved.